Cómo negociar la compraventa de una vivienda: consejos para vendedores e inversores

Publicado por

Cuando se hace un trato entre dos partes, sea del tipo que sea, siempre se busca que sea beneficioso para todos. Esto, por supuesto, también aplica a la compraventa de inmuebles. Y, en operaciones de esta magnitud es normal que surjan dudas sobre cómo afrontar el proceso de negociación para sacarle partido. En este post te explicamos cómo negociar la compraventa de una vivienda, tanto si eres comprador, como si eres vendedor.

Cómo negociar la compraventa de una vivienda si eres el comprador

Por lo general, la parte oferente es la más interesada en negociar el precio de la vivienda. Y, si ese es tu rol, no te preocupes, es lo más normal del mundo tomar la iniciativa y tratar de mejorar las condiciones del acuerdo. 

Pero, pese a que no sea raro negociar la compraventa de una vivienda, sí que hay algunas claves que deberías tener en cuenta durante el proceso para poder llevar las conversaciones a buen puerto.  

Analiza bien el mercado inmobiliario 

Este punto siempre es importante pero, si vas a invertir en vivienda, cobra todavía más importancia. Conocer bien en qué punto se encuentra el mercado te ayudará a saber hasta dónde puedes negociar. 

Algunos de los aspectos sobre los que te conviene tener información son: 

  • El precio medio de la vivienda en la zona. 
  • La oferta que hay cercana al inmueble por el que estás interesado.
  • La proyección que tenga la zona en la que vas a comprar. 
  • La previsión del mercado de la vivienda. Por ejemplo, actualmente, los tipos de interés están condicionando las operaciones que se realizan.  

Planifica bien la operación y lo que supone para ti

Recientemente hemos hablado de lo importante que es tener un plan de inversión inmobiliaria. Tener este documento te ayudará a aclararte las ideas y llegar preparado al momento de negociar la compraventa de una vivienda con el vendedor. 

En este sentido, es importante que seas realista con tu economía personal y sepas cuánto puedes destinar a la inversión. Te recomendamos que fijes un límite presupuestario a la hora de invertir y de negociar con el vendedor. 

Estudia a fondo la propiedad 

No es oro todo lo que reluce .Puede ser que la clave de la negociación esté en detalles, más o menos pequeños, que pasan inadvertidos en un primer vistazo. Por eso es conveniente que analices concienzudamente la propiedad antes de negociar la compraventa de una vivienda: 

  • ¿Es necesario hacer alguna reforma?
  • ¿Está toda la documentación en regla y es clara?
  • ¿Cuenta con el certificado de eficiencia energética?
  • ¿Cuántos son los metros cuadrados totales y cuántos son útiles?
  • ¿La vivienda tiene deudas elevadas o se prevén grandes gastos de comunidad próximamente?

La negociación se hace entre personas

Es decir, el trato humano es fundamental. La buena relación o la cordialidad entre ambas partes ayudará a que la negociación llegue a buen puerto. Por lo tanto, no debes olvidar que lo que tienes enfrente es una persona que va a vender una vivienda

Por ejemplo, conocer los motivos de la venta puede ayudarte a dar con el argumento definitivo. También saber ponerte en su lugar, ser respetuoso con los plazos y tratar de crear un clima de conversaciones agradables pueden ser actitudes a tu favor. 

Y, de la misma forma que debes facilitar que el vendedor se sienta cómodo, es importante que tú seas consciente en todo momento de lo que estás haciendo. Es decir, es preferible que durante la negociación no te dejes llevar demasiado por las emociones y te mantengas firme en tus ideas. 

Ten un plan B

El primer consejo que te hemos dado estaba relacionado con conocer bien el mercado. Y, como parte de esa labor de investigación, es aconsejable que busques una segunda opción. 

Por un lado, porque las cosas no siempre salen bien y saber que tienes alternativas te ayudará a gestionar el proceso con más calma. Además, así el vendedor sabrá que no es la única opción, y eso le incentivará a negociar y mejorar las condiciones del trato. 

La buena relación o la cordialidad entre ambas partes ayudará a que la negociación llegue a buen puerto.
La buena relación o la cordialidad entre ambas partes ayudará a que la negociación llegue a buen puerto.

Cómo negociar la compraventa de una vivienda si eres el vendedor

Aunque parezca que el papel protagonista a la hora de negociar la compraventa de una vivienda sea el del comprador, lo cierto es que el vendedor tiene mucho que decir. De hecho, su decisión como propietario de la vivienda es determinante para cerrar la operación.

Y, muchas veces, ya sea por el apego emocional al inmueble o por cualquier otro motivo, como vendedor quieres que esa vivienda quede en las mejores manos. Pero, como es lógico, tampoco puede ser a cualquier precio.

Para facilitar que la negociación vaya bien, como vendedor es importante que tengas en cuenta los siguientes consejos: 

  • Ten la documentación en regla. El proceso de compraventa puede llegar a resultar tedioso puesto que el papeleo puede prolongarse. Esto puede pasar, sobre todo, si no está la documentación en regla. Por lo tanto, para evitar riesgos y facilitar el momento de la negociación es importante solventar este punto antes de comenzar. 
  • Respeta los tiempos del comprador. Hacer una inversión del calibre de una vivienda no es una decisión sencilla. Y, si bien es conveniente que la negociación no se enquiste, respetar los plazos que pactes con el comprador es una de las claves para alcanzar un acuerdo.
  • Sé consciente de las virtudes y defectos del inmueble. No hay nada perfecto y, probablemente, tu vivienda en venta tampoco lo sea. Ser consciente de sus puntos débiles —y también de sus puntos fuertes— te ayudará durante todo el proceso de compraventa. Por un lado, para fijar el precio de salida y, por otro, para saber cómo negociar. 
  • Establece límites. Para no dilatar la negociación y que no llegue a ningún sitio productivo, será útil que tengas claros tus límites. Y esto aplica a lo económico, a los plazos, etc. 
  • Muestra empatía. Saber ponerse en el lugar del comprador —y que él sepa ponerse en el tuyo— siempre ayuda a encontrar un punto de acuerdo. 
  • Negociar la compraventa de una vivienda es lo más habitual. Según datos de Fotocasa Research, un 65 % de los vendedores en 2021 negociaron el precio de su vivienda. Además, la mayoría terminó modificando el precio a la baja. 

En definitiva, si vas a negociar una compraventa de vivienda, ya sea para comprarla o para venderla, lo más importante es que tengas siempre las ideas claras y una buena planificación previa.  

Please follow and like us:
close

¡SIGAMOS EN CONTACTO!

¡Nos encantaría tenerte al día con nuestras últimas noticias! Prometemos no enviar nunca spam. Echa un vistazo a nuestra política de privacidad para más detalles.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.