Propiedad de inversión inmobiliaria

Cómo seleccionar un piso para invertir

Publicado por

A la hora de realizar una inversión inmobiliaria deberás conocer las claves para saber cómo seleccionar un piso para invertir y no equivocarte en el proceso de compraventa.

Si has decidido comprar un piso para invertir, lo más probable es que te surjan algunas dudas sobre cómo empezar. 

Al buscar una vivienda que no será para tu residencia habitual, debemos tener en cuenta otros factores importantes como la zona, la rentabilidad, el tipo de inquilino que queremos o el nivel de aversión al riesgo, más allá que otras características que podrías querer encontrar en un piso, si se diera el caso que es para vivir. 

Si tienes claro qué quieres invertir en inmobiliario, en Inviertis te contamos las claves para seleccionar una propiedad de inversión inmobiliaria y no equivocarte en el proceso. 

Con un buen asesoramiento y las herramientas necesarias, podrás acertar en tu inversión y empezar a rentabilizarla desde el primer día. ¡Toma nota!

¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de elegir un piso para invertir? 

Es lógico que a la hora de realizar una inversión no se sepa que activo elegir o que se debe tener en cuenta a la hora de decidirse por un inmueble, pues son muchos factores que interfieren y en ocasiones, la mala desinformación puede hacernos fijar más por un aspecto que quizás no es tan importante a la hora de invertir. 

Para que esto no pase, cabe destacar que cada inversor tiene sus preferencias, lo que significa que aunque un activo pueda encajar para ti, quizás para otro no sea de su conveniencia.

Lo primordial a tener en cuenta son los siguientes puntos: 

  • Presupuesto
  • Nivel de aversión al riesgo
  • Elección de la zona
  • Rentabilidad 
  • Selección del inquilino
  • Elección de la vivienda

Si aciertas en todos ellos, tu inversión será todo un éxito. 

1 – Presupuesto

Para seleccionar una propiedad lo primero que has de hacer es determinar un presupuesto. Debes conocer tu economía financiera y saber cuánto estás dispuesto a gastarte en una inversión. 

Hay que ser muy realista y solo disponer de ese dinero que no vayamos a necesitar en el corto plazo, pues un inmueble tiene una liquidez limitada.

Aquí también es un buen momento para plantearse si necesitaremos o queremos financiación. Ten en cuenta que si compras como inversión el banco no te dará más del 60% del inmueble y que tampoco es recomendable que todo el alquiler vaya a pagar la cuota de la hipoteca. 

Dicho eso, apalancar la inversión (el término financiero para ello) es buena noticia cuando los tipos de interés no están excesivamente altos, porque le sacas rendimiento al dinero que te presta el banco.

2 – Nivel de aversión al riesgo

Que queremos la máxima rentabilidad está claro, pero hay que tener en cuenta que un nivel alto de rentabilidad suele conllevar un riesgo más elevado (por tipología de inquilino o zona por ejemplo).

Lo primero antes de asumir un riesgo es preguntarse: ¿necesito este dinero? es decir, ¿afectará a mis finanzas personales si me dejan de pagar o hay un gasto imprevisto? ¿dejaré de pagar algo? ¿o de tener vacaciones?

La respuesta a esa pregunta es el primer indicador del nivel de riesgo que puedas asumir. 

Después vendrá otra pregunta; ¿cómo de tranquilo quiero estar? Un piso alquilado por habitaciones experimentará una alta rotación y un piso en una zona de baja demanda de alquiler puede llevar 2 meses de desocupación, el nivel de preocupación que estoy dispuesto a asumir será otro indicativo. 

¿Cuánto riesgo puedes llegar a asumir sin que afecte a tus finanzas?
¿Cuánto riesgo puedes llegar a asumir sin que afecte a tus finanzas?

Por ejemplo, si no puedo afrontar dos meses sin pago y además me generará ansiedad la incertidumbre, me decantaré por activos más estables. 

3 – Elección de la zona

La zona irá muy ligada a tu presupuesto pero no tiene porque ir ligada a la ciudad donde vivas, aunque este aspecto puede tener ciertos beneficios, como el conocimiento en profundidad de la zona también puedes encontrarte que tengas pocas opciones.

Puedes invertir en cualquier lugar siempre y cuando tengas en cuenta que la zona donde inviertas:

  • Tenga demanda
  • Una evolución demográfica positiva
  • Estudies la tasa de desempleo 
  • Sepas los movimientos económicos, turísticos y académicos de la zona. 

En nuestra plataforma tendrás pronto esa información disponible, pero siempre puedes consultar en el INE, el Instituto Nacional de Estadística.

4 – Rentabilidad

La rentabilidad es otro punto fundamental a estudiar a la hora de seleccionar un piso para invertir.

En este caso, siempre se buscan activos con rentabilidades por encima del 5% pero esto dependerá mucho de la zona y del tipo de alquiler. 

En nuestro canal tenemos algún vídeo donde te enseñamos a calcular el ROI o el TIR, dos conceptos fundamentales a la hora de saber si una propiedad te será rentable o no.

Video explicativo de nuestro canal de Youtube InviertisGo.


También, en nuestra web de Inviertis puedes obtener un análisis completo financiero y así estudiar cómo va a rendirte el inmueble con el paso del tiempo o teniendo en cuenta todos los gastos asociados.

5 – Selección del inquilino 

Antes de elegir qué tipo de propiedad quieres comprar, necesitarás determinar qué tipo de inquilino quieres. 

No es lo mismo querer contar con parejas jóvenes que te van a dar cero problemas pero que van a salir pronto y te pueden ocasionar cierta inestabilidad, que una familia que se va a querer quedar durante 5 años, te van a querer renovar y te van a proporcionar más estabilidad.  

Si tus inquilinos son una familia con un nivel socioeconómico alto, esto te estará determinando que la propiedad que compres será mínimo de tres habitaciones, dos baños y posiblemente una terraza o un garaje, lo que corresponderá a una renta mensual elevada. 

Sin embargo, si buscas poder beneficiarte de las fluctuaciones del mercado, un inquilino joven y soltero es mejor, lo más probable es que tu búsqueda de vivienda esté destinada a una propiedad tipo apartamento, de una habitación o dos.

Al comprar un piso para invertir, elige a un inquilino que te genere confianza.
Al comprar un piso para invertir, elige a un inquilino que te genere confianza.

6 – Elección de la vivienda

Una vez tengas claro qué tipo de inquilino buscas, elegir vivienda te será mucho más fácil. 

A la hora de filtrar las viviendas, debes tener en cuenta que sea un activo fácil de alquilar ya que aunque inviertas con inquilino dentro, el día que se les acabe el contrato deberás buscar otro arrendatario. Fíjate en el estado de la vivienda, en sus características y en que sea una vivienda adaptable para más de un público. La zona, la orientación, sus infraestructuras, el barrio o sus comunicaciones próximas te relatarán quien puede estar interesada en ella. 

Conclusiones

El presupuesto determinará en gran medida la zona pero dependerá de nuestra preferencia a la hora de tener inquilinos la que defina el tipo de inmueble que compraremos. La rentabilidad siempre depende del nivel de riesgo o la incomodidad que queremos asumir.

¿Ya sabes cómo debes seleccionar un piso para invertir? Recuerda que puedes navegar por nuestra plataforma para elegir el activo que más se ajuste a lo que buscas.

Please follow and like us:
close

¡SIGAMOS EN CONTACTO!

¡Nos encantaría tenerte al día con nuestras últimas noticias! Prometemos no enviar nunca spam. Echa un vistazo a nuestra política de privacidad para más detalles.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.