ventajas de vender piso alquilado

El inquilino, clave para vender un piso alquilado con éxito

Publicado por

Si tienes un piso de tu propiedad alquilado a otras personas que residen en él, probablemente, te hayas planteado en alguna ocasión venderlo. Vender un piso alquilado no solo es una posibilidad, sino que es una alternativa ventajosa y que permite optimizar la venta. Además, tener a un buen inquilino y cuidarlo durante el proceso de venta puede convertir a tu inmueble en un activo aún más atractivo para los inversores.

Para vender un piso con inquilino lo primero que conviene recordar es el marco legal. En el caso de España, la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU), en su artículo 14, es la legislación encargada de regular este tipo de operaciones. En este post te damos todas las claves sobre las cuestiones legislativas vinculadas a la venta de un piso alquilado. 

Por qué el inquilino puede marcar la diferencia a la hora de vender una vivienda

Una vez que sabes que a nivel legal es totalmente viable, probablemente estés valorando cuál es la mejor opción: ¿Lo pongo a la venta con inquilino? ¿Lo vacío antes de vender? 

Optar por vender un piso alquilado tiene muchas ventajas que debes considerar a la hora de tomar una decisión. Por ejemplo, sigues cobrando el alquiler hasta que se cierra la venta. Por lo tanto, esa propiedad va a seguir generando rentabilidad al vendedor gracias a la cuota del alquiler. 

Sin embargo, cuando se vende un piso vacío, el tiempo que pasa hasta que se completa la operación, no solo no genera rentabilidad, sino que supone un gasto para el vendedor. Además, la vacancia de la vivienda durante un periodo prolongado de tiempo supone asumir riesgos como un posible deterioro o una ocupación. 

Pero, más allá de eso, el inquilino puede convertirse en una pieza determinante para poder llevar a cabo una buena venta. Esto se debe, fundamentalmente, a dos razones: 

  • Tus inquilinos son un aliciente para los compradores. Tener un buen inquilino es algo que vale su peso en oro. Hoy en día, uno de los frenos que se pueden encontrar los compradores a la hora de decidir invertir en un inmueble o no es el temor a encontrarse con un mal arrendatario. Pero, al venderlo con inquilino, puedes dar la tranquilidad a quienes se interesen por la propiedad de que van a acertar con la persona que residirá en ella. Por lo tanto, se convierte en un valor diferencial en comparación con cualquier propiedad vacía. 
  • Potencias el atractivo de la propiedad para los inversores. Evidentemente, esta situación de quitar todas las preocupaciones vinculadas al inquilino, lo convierten en una propiedad más interesante para los inversores. Y lo mismo sucede con el hecho de saber que, quien compre ese inmueble, va a obtener rentabilidad desde el momento en el que se cierre la compra gracias al pago del alquiler. 

Así, en el momento actual del mercado de la vivienda, ofrecer algo verdaderamente atractivo para los inversores puede marcar la diferencia en comparación con otras propiedades. Un elemento diferenciador que, por ejemplo, puede ser el inquilino.

En comparación con un piso vacío, al vender con inquilino, al inversor le estamos trasladando beneficios como: que adquiere una propiedad alquilable, que va a producirle rentabilidad desde el momento en que la tenga, que va a tener un buen arrendatario o que no va a tener que hacer reformas para conseguir sacarle partido. 

Toda la información sobre el servicio de gestión del alquiler haciendo click a la imagen.
Toda la información sobre el servicio de gestión del alquiler haciendo click a la imagen.

Vender un piso con inquilino: claves para ser un buen vendedor 

Para aprovecharse de todas las ventajas que tiene vender un piso alquilado, hay que saber venderlo. Evidentemente, todos sus beneficios se convierten en un muy buen argumentario para el vendedor y facilitarán mucho el trabajo. 

Pero, además de eso, durante el proceso es importante cuidar a todas las partes y ser riguroso. Para ello, estos tips pueden ser muy útiles: 

  • Ten una buena comunicación con tu inquilino. Hablar con el inquilino y mantenerle al día es crucial. Es posible que el arrendatario, al conocer las intenciones del propietario pueda sentir cierta inquietud: trasládale calma, infórmale del proceso en la medida que él necesite y hazle partícipe. Asimismo, es importante que le expliques las ventajas que tiene para él como, por ejemplo, evitar un cambio de vivienda no deseado. 
  • Atiende bien a tus potenciales inversores. No solo es importante la buena comunicación con el inquilino, también con los inversores interesados en comprar el piso. Ten a mano cualquier documentación que pueda serles de interés y toda la información bien organizada para ser ágil en el momento de establecer contacto con ellos y avanzar en el proceso de negociación. Asimismo, es importante que en estas conversaciones tengas en cuenta al inquilino y todo lo que aporta a la propiedad y que no encontrará en viviendas vacías u otro tipo de inmuebles. 
  • Revisa y explica bien el contrato de alquiler. El contrato de alquiler es el documento principal en una relación entre arrendador y arrendatario. Antes de iniciar el trámite para vender un piso alquilado, repásalo y asegúrate que cualquier paso que se dé, va a darse de conformidad con el contrato. 
  • No descuides los plazos. Uno de los puntos clave del proceso está relacionado con los plazos. Para que todo se realice correctamente y evitar problemas futuros con alguna de las partes, es importante respetar los tiempos establecidos por la ley.
  • Elige una buena plataforma de venta. Una cuestión que puede marcar totalmente la diferencia a la hora de hacer la mejor venta posible es el lugar de la venta. En este artículo, por ejemplo, ya te explicamos las ventajas de optar por vender un piso por internet. 

En este sentido, en Inviertis estamos especializados en la venta de pisos alquilados. Por ello, no solo te podemos ofrecer un buen asesoramiento en este tipo de operaciones sino que, además, tenemos servicios específicos como el como el servicio de gestión integral del alquiler y al mismo tiempo, trabajamos para que el bienestar de todas las partes durante el proceso: 

  • Como propietario, te guiamos durante la venta, realizamos las gestiones que necesites y facilitamos el contacto directo con los inversores. 
  • Como inquilino, cuidamos que te sientas cómodo durante todo el proceso. Queremos que los inquilinos puedan seguir disfrutando de su casa con tranquilidad. Por este motivo, por ejemplo, limitamos las visitas al inmueble, que solo se realizan salvo que haya una oferta y el inversor solicite realizar una. 
  • Como inversor, te garantizamos la rentabilidad ya que todos los inquilinos de las propiedades a la venta en Inviertis están al día de pagos. Además, te ofrecemos información útil y verificada sobre la inversión para que tomes siempre la mejor decisión.  
Please follow and like us:
close

¡SIGAMOS EN CONTACTO!

¡Nos encantaría tenerte al día con nuestras últimas noticias! Prometemos no enviar nunca spam. Echa un vistazo a nuestra política de privacidad para más detalles.